10 alimentos que no se deben comer de noche

Se sabe que para bajar de peso se deben evitar las cenas pesadas por el daño inminente que causan a la figura. 
Sin embargo, los médicos alertan que hasta algunos productos sanos y ligeros podrían provocar molestias si se consumen en la noche. 

Salud y bienestar , 10 alimentos que no se deben comer de noche
Así, la experta de la Escuela de Nutrición y Dietética de la Universidad Andrés Bello de Chile, Rebeca Flores Galleguillos, explica que en las altas horas de la noche, que es cuando el metabolismo trabaja más lento, es mejor no consumir carbohidratos, legumbres y alimentos condimentados, ya que aceleran la digestión que, por su parte, no deja dormir bien. 

Conozca los diez alimentos que, según varias fuentes especializadas en salud y dietología, se tienen que evitar antes de dormir. 

Apio. 

Este vegetal también es bastante conocido en la dietología y goza de popularidad entre las personas que quieren adelgazar, sin embargo, comerlo pocas horas antes de dormir provocará deseos de ir al baño, que pueden interrumpir el sueño.

Queso. 

La profesora de Gastroenterología y Nutrición Pediátrica en la Universidad de Chile, Sylvia Cruchet Muñoz, advierte que el gran contenido de grasa animal y gran aporte calórico que contienen los quesos pueden provocar molestias en las personas con problemas de colesterol, especialmente si se consumen en la noche.

Setas. 

A pesar de que es un alimento bajo en calorías, contiene un elemento como la quitina y fibra dietética que se consideran difíciles para la digestión.


Leche. 

Aunque la leche se considera una fuente relativamente saludable de proteína y calcio tiene también un alto contenido de lactosa que provoca problemas digestivos en muchas personas. Si usted es intolerante a la lactosa, esta es una bebida que sin duda debe ser evitada antes de acostarse a dormir.

Café. 

Siendo un estimulante del sistema nervioso por su contenido de cafeína, esta bebida provoca el insomnio por bloquear un receptor del efecto sedante: la adenosina.


Lechuga. 

A primera vista este vegetal es ideal para comer a cualquier hora debido a la poca cantidad de carbohidratos y mucha agua que contiene. Algunos dietólogos hasta afirman que es capaz de combatir el insomnio. Sin embargo, de acuerdo con los datos presentados por la Biblioteca Digital de la Medicina Tradicional Mexicana de la UNAM, su consumo antes de dormir puede causar gases, inflamación intestinal y eructos.

Jugo de frutas. 

Jugo natural de frutas como naranjas, toronjas o arándanos son sin duda una de las bebidas más saludables. Sin embargo, según advierten los dietólogos son muy ácidas y pueden causar quemaduras en el estómago mientras su trabajo se retarda en la noche.

Ajo. 


La razón principal por la cual evitamos comer ajos antes de la noche es el mal aliento, si uno no duerme solo. Sin embrago, hay más razones para no consumirlo antes de dormir: acidez estomacal y trastornar el estómago.

Cereales. 


Los cereales a menudo contienen grandes cantidades de azúcar refinado y están hasta los topes de hidratos de carbono. Eso podría provocar el aumento en los niveles de azúcar en la sangre, que no es la forma ideal para poner su cuerpo en paz antes de acostarse.

Carne roja. 

La carne roja está cargada de proteínas y grasas que mantendrán su cuerpo trabajando duro durante toda la noche, ya que se tarda más en digerir que cualquier otro alimento. Sin embargo, los nutricionistas aconsejan no evitar las carnes rojas por completo, ya que tienen altos niveles de hierro y triptófano y en cantidades pequeñas ayuda a quedarse dormido más rápido.
Compartir en Google Plus
Comparte en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales