Alimentos que te dan energía y vitaminas extra

Salud y nutriciòn
El organismo agradece los alimentos que la naturaleza brinda en su temporada natural, que presentan cualidades óptimas para afrontar los retos de la estación y aportan mucha energía.

1- La chirivia El sano dulzor de la chirivía. Antiguamente esta humilde raíz se utilizaba en Europa para endulzar mermeladas y pasteles. Hoy, aunque su uso más popular es como ingrediente del caldo, puede sustituir en muchas recetas a la zanahoria, con la que está emparentada, y resulta deliciosa simplemente asada, sazonada al gusto. Su dulzor se intensifica si se recoge tras las heladas del invierno.

Aliada del corazón: Al combinar fibra, potasio y ácido fólico, la chirivía ayuda a la salud cardiovascular.
Rica en vitaminas: Junto al ácido fólico, aporta vitaminas B1, B5, C y E.

2- Alcachofas depurativas Entre las flores comestibles la alcachofa es sin duda una de las más suculentas. Su combinación de sustancias dulces y amargas no solo le otorga un sabor único sino unas propiedades que la hacen idónea para cuidar el hígado, el corazón y el aparato digestivo. Además se considera diurética, depurativa y fuente de vitamina B1 y ácido fólico.
Entre sus compuestos amargos destaca la cinarina, que al estimular la producción de bilis mejora la digestión. También ayuda a reducir el colesterol y regenerar el hígado. El toque dulce lo pone la inulina, un prebiótico que ayuda a regular el azúcar sanguíneo y a equilibrar la flora intestinal.


3- Naranja para las defensas No deberían faltar las naranjas, buenas aliadas a la hora de prevenir y mejorar gripes y resfriados. No solo son ricas en vitamina C: una sola naranja mediana (150 g) cubre con creces las necesidades diarias.
Además poseen otras sustancias antioxidantes, los flavonoides, que refuerzan su poder protector.
Tanto estos como la fibra -pectina- se concentran en la piel blanca de los gajos, por lo que se aprovechan mucho mejor cuando se come la naranja entera en lugar del zumo. Además aporta ácido fólico y vitamina B1.

4- Papaya digestiva y rica en vitaminas Cuando está madura esta exuberante fruta tropical se motea por fuera, mientras que la pulpa adquiere un vivo color naranja y se torna especialmente dulce y jugosa. Su principal virtud es su poder digestivo, debido a una enzima, la papaína, que ayuda a digerir las proteínas de otros alimentos. Nutritivamente, además, es un auténtico tesoro: rica en las tres vitaminas antioxidantes (A, C y E) y ácido fólico.

5- La espinaca y su poder nutritivo En pocas verduras se concentran tantos minerales y vitaminas como en la espinaca, tan deliciosa cruda en la ensalada como cocida al dente, con su sabor y nutrientes intactos.
En ácido fólico es una campeona: una ración de 250 g cubre las necesidades diarias. Y por su riqueza en hierro; (4,1 mg/100 g), se indica frente a la anemia. Las tres vitaminas anti-oxidantes abundan en ella: 250 g aportan toda la vitamina A y C que se precisan al día, y el 35% de la vitamina E.
Se considera remineralizante por la variedad y cantidad de minerales que brinda: además de en hierro, es rica en potasio, calcio, fósforo, magnesio y flúor.

6- Exquisitos anacardos Este exótico fruto seco, originario de Brasil y muy cultivado en la India, crece con una cáscara muy dura que hace laboriosa su obtención. Pero no es lo único que lo hace tan preciado. Además de energía, brinda abundantes proteínas (18%), especialmente ricas en triptófano.
Grasas saludables: Entre sus grasas (47%) predomina el ácido oleico, de efecto cardio protector.
Fuente de minerales: Una ración de 30 g (170 cal) aporta el 27% del magnesio necesario al día, el 15% del selenio y el 10% del cinc.
Compartir en Google Plus
Comparte en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales