Hierbabuena para la gastritis

La hierbabuena están presentes en la vida de los seres humanos desde tiempos inmemoriales debido a los múltiples beneficios de esta planta.

Salud y bienestar

Y es que, con sus hojas, es posible elaborar infusiones magníficas para cuidar la salud y poner fin a la gastritis.

Una inflamación de la mucosa gástrica que puede provocar náuseas, hinchazón en el área abdominal, vómitos, pérdida de apetito o ardor de estómago, principalmente.

Si quieres aliviar los síntomas propios de la gastritis lo mejor será que prescindas de las bebidas alcohólicas, limites la ingesta de comidas picantes y utilices los remedios caseros con hierbabuena como el que encontrarás a continuación.

Ingredientes:

  • Un puñadito de hojas de hierbabuena fresca
  • Un vaso de agua mineral
Pasos a seguir:

Calienta el agua hasta que rompa a hervir.

Mientras tanto, coloca las hojas de hierbabuena fresca en el interior de un vaso.

Cuando el agua entre en ebullición retírala del fuego y viértela en la taza en la que previamente has metido la hierbabuena.

Deja que la tisana repose durante unos 15 minutos.

Transcurrido ese tiempo filtra la infusión usando un colador para retirar las hojas.

Bébete el líquido a pequeños sorbos.

La hierbabuena tienen el poder de aliviar los síntomas de la gastritis debido a sus propiedades calmantes, antibacterianas, antiinflamatorias y antiespasmódicas.

Una planta perfecta para cuidar la salud que, además de reducir la inflamación de la mucosa gástrica y de poner fin a la gastritis, es capaz de acabar con las ganas de vomitar y de combatir las náuseas de una forma sencilla y natural.


Compartir en Google Plus
Comparte en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales