Bicarbonato de sodio para lucir una piel radiante y luminosa

Bicarbonato de sodio para lucir una piel radiante y luminosa.-


Una buena mascarilla para lucir una piel de primera no es tan complicada,el lucir radiantes siempre es algo que queremos lograr.

Hay días en los cuales nos levantamos y nos miramos al espejo y poco podemos creer lo que vemos, realmente esa es nuestra imagen.


Belleza Facial,

Pensamos en un millón de cosas para hacer con tal de cambiar ese reflejo que a veces el cansancio, los cambios hormonales, el maquillaje han dejado rastros en nuestro cutis.

Has oído del bicarbonato de sodio? Este producto es tan bueno que sirve para muchas cosas. Tal vez hayas escuchado que se usa mucho en comidas, pero también sirve para hacer una limpieza de cutis (entre otras cosas),

Exfoliar la piel con este producto, elimina al instante las células muertas del rostro y lo deja luminoso, lleno de vida. Como hacemos entonces para obtener este maravilloso resultado? Simple, presta atención.

BICARBONATO DE SODIO Y LIMÓN


En un pote mezcla una cucharada de bicarbonato de sodio, una cucharada de agua y media cucharada de jugo de limón. Elabora una mezcla homogénea, sin grumos. Es conveniente para no alterar las propiedades del bicarbonato, que utilices un recipiente de plástico o de vidrio y que mezcles con una cuchara de madera o en de lo contrario de plástico. Evita utilizar cualquier otro tipo de material.

Luego, con un pincel de cerdas gruesas, vas tomando un poco de esta mezcla y la aplicas en tu rostro previamente limpio. Haz suaves masajes circulares con el pincel mientras aplicas el producto.

Presta atención a los lugares donde se forman espinillas, que es donde la piel es mucho más oleosa. Extiende la mezcla desde la barbilla hasta la frente. Intenta dejar el área de los ojos libre de producto, porque esta piel es mucho más delicada y conviene que sea tratada con otros productos.

Luego de unos minutos, cuando veas que el producto está en todo tu rostro y ya has masajeado el mismo, retira con abundante agua fría. 

El agua fría no sólo quitará la mezcla de tu piel, liberando las impurezas que tu rostro contenga, sino que además ayudará a sellar los poros de la piel, evitando que cualquier polvo entre en ellos.

Seca con una toalla limpia y podrás observar cómo tu piel luce mucho más clara, más sana y brillante. Aplica una crema humectante en el rostro para protegerlo de las inclemencias del entorno y cuidar la piel.

El bicarbonato ayuda muchísimo cuando de piel se trata, es un producto que no es abrasivo y ayuda a regular el ph de la piel, manteniéndola sana.
El jugo del limón ayuda a proteger la piel y liberarla de cualquier impureza, dejando la piel luminosa por las propiedades astringentes del mismo.
Compartir en Google Plus
Comparte en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales